Páginas vistas en total

martes, 22 de marzo de 2011

La primavera, el amor y las bodas.

Queridos amigos, ya hemos entrado en la primavera, ¡qué alegría!
Alergias, insectos varios, astenia primaveral, chaparrones inesperados, depresión, indecisión en la vestimenta, robo de una hora el próximo domingo, deseo de coger una pistola y acabar con todo al probarnos el primer traje de baño...

www.everystockphoto.com
Pero también es tiempo de sol, de terracitas, de besos a media tarde, de ver acercarse el verano, de flores, de reducción de la factura del gas, de amor, de piropos por la calle, de planificar las vacaciones y...¡de bodas!
www.everystockphoto.com
De entre todos los posibles temas, hoy escogemos este último. (¡Ya me he cargado de golpe y porrazo a mi audiencia masculina!) Y es que la diseñadora gallega HELENA MAREQUEwww.helenamareque.es,  nos ha invitado a una fiesta. Nos ha abierto su casa, sus espacios íntimos y el lugar donde inventa sus creaciones para presentarnos a La Musa. Es decir, las fuentes de inspiración que dan como resultado unos vestidos de ensueño, de elegante aire vintage y ante los que caemos rendidas y suplicamos, que por favor, se ponga de moda vestirse de novia aunque no lo seas. ¿Os lo imagináis?

Acudo al evento con Isabel Anciones, la guapa redactora jefe de una importante revista y nos recibe Helena, artista y artífice de este mundo de cuento con final feliz. Nada más verme, como ya le ha echado un ojo al Purgatorio y conoce mis debilidades, le pide al camarero que nos traiga rápidamente sendas copas de un delicioso champagne francés www.champagne-ayala.fr, que casualmente lleva el mismo nombre que la calle madrileña donde se ubica el atelier: Ayala.
En una mesa coronada por una fuente de fresas, Helena ha dejado muestras de los bordados de Encarna,  su colaboradora fiel y a quien hemos tenido el placer de conocer. Sus obras nos han sorprendido, por la minuciosidad con la que están hechas, a nosotras y a las redactoras de la revista Telva que se han pasado por allí unas horas antes. Os dejo una muestra, aunque lo ideal es verlos al natural. Yo me enamoré del de mimosas en tres dimensiones, ¡espectacular!

Exploramos tanto su casa como el atelier, ya que los dos espacios están abiertos, y nos encontramos con un minimalismo antiguo, habitaciones blancas con lámparas maravillosas, flores frescas, pilas de libros, bocetos y bolsitos de petit point.

Un kimono de los años veinte cuelga de la bañera y macetas con más flores, de un montón de colores, se asoman a los balcones de esta casa señorial que no tiene cortinas por expreso deseo de Helena. ¡Todo un acierto!
A Helena le encantó mi abrigo de D-Due www.d-due.com.
Charlando con ella la envidio enormemente ya que está rodeada de refinados objetos que inspiran su espíritu y que éste captura para luego transformarlos en elementos fundamentales de sus diseños.
Le pregunto si haría vestidos para bodas civiles y me dice que sí, que si se lo encargan lo hace y que en un futuro se dedicará a ello, eso sí, de forma separada al atelier. También me comenta que aquí cada vestido es distinto y único y ésa es la petición principal de sus clientas que, por lo que veo, se acaban convirtiendo en amigas. Y qué queréis que os diga, ¡yo pienso lo mismo, la exclusividad es un plus! 


Helena nos confiesa su gusto por lo oriental y eso se nota, en su casa que tiene los muebles imprescindibles, en la sobriedad elegante de su estudio y por supuesto, en sus diseños. Nos encanta éste que ha sido fotografiado por la revista Telva y que estaba allí, en su atelier, donde pude al menos tocarlo. Admirad:

Abrigo kimono sobre vestido de tul bordado. www.telva.com.
Los  maravillosos años veinte también tienen protagonismo para esta diseñadora y yo lo aplaudo porque me encantan. Una muestra de ello:

www.ejerciciosdeestilo.com
Y a vosotros, chicos, no os quiero dejar de lado. También estáis guapísimos el día de vuestra boda, pero, aunque sea un único día en la vida, ese día NO SOIS LOS PROTAGONISTAS pero tenéis la suerte de acompañar a la que sí lo es ¡y de casaros con ella! Después Dios dirá, pero ese día, ¡es suyo y sólo suyo! O es que alguien, cuando ve una boda, busca con la mirada al novio, ¡nadie! Todas las miradas se depositan en la novia, así que no podéis luchar contra los elementos.
Y a vosotras, chicas, os digo, que si os vais a casar el próximo año, vayáis pidiendo cita. Y si tenéis una boda, ¡lo mismo! Porque Helena también hace una colección para que las invitadas rivalicen con la novia, en cuestión de belleza.
Y como todo blog implica, en cierta medida, desnudarse ante una audiencia, (¡acabo de recuperar a mis lectores masculinos!), os dejo un detalle del que fue mi outfit el día de mi boda civil. (Ya los he vuelto a perder...).
Sí queridos míos, aunque parezca un ente que sólo se dedica a escribir, yo también tengo vida pasada, presente y ¡espero que futura!

Falda de Josep Font www.josepfont.com y corpiño de Alberta Ferretti www.albertaferretti.com.
Y ya por último, os hago una recomendación. "¡Cotillead malditos!" Cotillead en www.ejerciciosdeestilo.com donde podréis encontrar fotografías estupendas de bodas vestidas por Helena, chics y divertidas. Os dejo a una novia diminuta dibujada por ella misma que os dice, ¡hasta pronto y deseadme mucha suerte!
www.ejerciciosdeestilo.com
Helena Mareque.
c/ Ayala, 53, 1º D
28001 Madrid.
Teléfono: 91 309 17 54.

Muchísimas gracias Helena, por abrirnos tu casa y tu taller, ¡besitos para ti y para todos los lectores!

Sylvie Tartán.

14 comentarios:

  1. Chica, eres la bomba. Lo mismo te metes en una tienda de vodkas que en un atelier de alta costura. Como dirían en algún concursillo de la tele: ¡tú sí que vales!

    ResponderEliminar
  2. Una maravilla...¡Quien fuese novia!Me pondría el vestido con kimono.Enhorabuena a Helena y a mi bloguera preferida.

    ResponderEliminar
  3. ¿Qué llevas debajo del abrigo, silvye tartán? ajaja enhorabuena a Helena, yo me pondría todo sin casarme!

    ResponderEliminar
  4. ¡Muchas gracias! Pues ya veréis dónde me meto la próxima semana...
    El kimono es maravilloso, yo también me lo pondría encantadísima.
    Debajo del abrigo, voy, casi casi como los escoceses. ¡Nooooo, es broma! Debajo va La Perla. Por dentro hay que ir tan mona como por fuera.¡Besos, gracias y buenas noches!

    ResponderEliminar
  5. Buenos días, Sylvie, me encanta todo lo que has contado. Algun día enseñanos esas casas a las que vas... que tambien nos pueden dar ideas para las nuestras.
    Estoy de acuerdo con lo que dices, por una parte está la alergia y por otra parte la playa, las terrazas...pero que estemos siempre en primavera!!! Que tengas un buen día.

    ResponderEliminar
  6. pues a mi no me pillan ni con vestido de Helena!!!

    ResponderEliminar
  7. Mimosas,rosas y flores en todas partes.Yo tambien me apunto atodo,en especial al kimono,aunque no me case...

    ResponderEliminar
  8. me encanta el bordado de mimosas...es una de mis plantas preferidas..su olor..todo!
    Los vestidos preciosos...ese estilo es mi favorito...encajes,flores...una delicia y ahora en primavera ..no solo para novias :D
    El detalle de tu falda encantador....como tu :D
    besitos!

    ResponderEliminar
  9. Que bonito todo, sobre todo los bordados de flores...

    ResponderEliminar
  10. Tienes razón Sylvie,a mi ni se me veía el día de mi boda.Mi novia estaba espectacular...pena que lo haya soñado...sigo solo.

    ResponderEliminar
  11. ¡Qué maravilla de vestidos! Me encanta el estilo años 20 y todo lo vintage. Un gran reportaje Sylvie. Besines. Mónica

    ResponderEliminar
  12. Miles de gracias por vuestros comentarios. ¡Besos para todos!

    ResponderEliminar
  13. Hola Sylvie!Que alegria que hables de Helena Mareque!!!Ella me hizo el traje para mi boda y fue espectacular!!!Era finisimo con unos bordados de camariñas y despues de mucho probarme en otros sitios Helena tenia razon, el vestido te elige a ti. Ademas ella es un sol, aunque vaya perennemente vestida de negro, cariñosa, amable y una artista de gusto exquisito. Sé que mi vestido se lo pasaré a alguna de mis hijas y que lo disfrutará como la joya que es! Un abrazo fuerte!Marina

    ResponderEliminar
  14. Marina, ¡eres el colmo del chic! Debe de ser maravilloso tu Helena Mareque y debías de estar guapísima el día de tu boda. Sin necesidad de ver el vestido, ya sé que sí. Corroboro todo lo que dices de ella. ¡Besos y feliz fin de semana a todos!

    ResponderEliminar